viernes, 30 de agosto de 2013

Crítica: Xtro


Título: Xtro
Año: 1983
Genero: Terror - Ciencia Ficción
Duración: 81 min
Director: Harry Bromley Davenport
Guión: Iain Cassie y Robert Smith
Música: Harry Bromley Davenport
Interpretes: Philip Sayer, Berenice Stegers, Danny Brainin, Maryam D'Abo, Simon Nash, Peter Mandell, Anna Wing.
Nota: 5
Sinopsis: Tony vive atormentado tras la desaparición de su padre. Aunque el piensa que fue abducido su madre cree que los abandonó. Pero todo cambiará cuando este vuelva a aparecer...








Crítica:
He de reconocer mi debilidad por el cine de terror y ciencia ficción de los ochenta. Películas como "Invasores de Marte", "El terror llama a su puerta", "Demons", "Fuerza Vital", "Critters", "Poltergeist", "Basket case"... tienen un sitio especial en mi memoria y me hacen recordar como intentaba coger la cinta vhs alquilada por mi primo para ver la película a escondidas o la sensación que tuve al ver "Critters" o "Invasores de Marte" en el cine.. Es por esto que cada vez que vuelvo a ver una película de terror de esta época esta ya tiene un punto ganado conmigo. Y eso precisamente ocurre con "Xtro", probablemente si no guardara tan gratos recuerdos seria mucho mas duro a la hora de hablar de ella y es que la propuesta de Bromley  Davenport me resulta una simpática aunque fallida película que intenta mezclar el cine de terror con la ciencia ficción, que consigue dejarnos grandes escenas difícilmente olvidables como el parto de una indefensa señora que da a luz a un alíen pero que también nos deja escenas harto ridículas, haciendo que el resultado de la película sea excesivamente irregular.


Es inevitable pensar en la discusión que tiene Peter Dinkdale con Steve Buscemi en "Living in Oblivion". En ella el personaje que interpreta Dinkdale se enfada con el de Buscemi porque este, director de cine, quiere rodar una escena de un sueño donde aparece un enano, Dinkdale grita: "¿Alguna vez tuviste un sueño con un enano? ¿Conoces a alguien que haya tenido un sueño con un enano? No! Ni siguiera yo tengo sueños con enanos. El único lugar donde he visto sueños con enanos es en películas estúpidas como esta. Oh... haz algo raro.. Pon un enano en ella... todo el mundo dirá: Wov... esto debe de ser un maldito sueño.. hay un maldito enano en ella.." Y justamente esto, las palabras de Dinkdale se repiten en nuestra cabeza mientras vemos ciertas escenas de "Xtro", y es que ese payaso enano que ve el protagonista resulta demasiado ridículo, demasiado forzado, produciendo en nosotros mas que terror o angustia una terrible sensación de vergüenza ajena. Igual el problema es que ya no podemos ver ciertas escenas con la inocencia de hace años, hemos visto demasiado cine, demasiadas películas de terror con escenas memorables para que la imagen de un payaso enano nos perturbe lo mas mínimo. Y es que este personaje, estas escenas, rompen demasiado con el halo de misterio que rodea la extraña vuelta del padre del protagonista haciendo que la película baje en interés de forma estrepitosa e imposibilitando que esta vuelva engancharnos como antes.


Con todo estamos ante una agradable aunque muy irregular muestra de cine de terror y ciencia ficción de los ochenta, rodada sin muchos medios pero si con ingenio. No estamos ni mucho menos ante una de las mejores muestras de cine de terror de aquella época (de hecho en su momento las criticas no fueron precisamente buenas) pero si ante un producto con el que todos aquellos amantes de este tipo de películas pasaran un buen rato pero que es posible que las nuevas generaciones no sepan apreciar el encanto de esos efectos especiales por momentos tan cutres ni ante la aparente simplicidad de la historia. Se agradece que hoy en día donde es difícil ver y disfrutar este tipo de cine se vaya a proyectar el próximo noviembre una sesión doble de esta película junto con otro clásico de los ochenta: "Basket Case". Todo un placer que nos brinda la gente de Phenomena.



Lo mejor:  La escena del parto
Lo peor: El payaso

domingo, 25 de agosto de 2013

Crítica: Byzantium


Título: Byzantium
Año: 2012
Genero: Drama Fantástico
Duración: 118 min
Director: Neil Jordan
Guión: Moira Buffini
Música: Javier Navarrete
Interpretes: Saorise Ronan, Gemma Arterton, Caleb Landry Jones, Sam Riley, Jonny Lee Miller, Daniel Mays, Uri Gavriel
Nota: 4,5
Sinopsis: En su constante huida, Eleanor y Clara llegarán a un pequeño pueblo costero. Pero la sombra del pasado es alargada y mas si para Eleanor guardar su terrible secreto se ha convertido en una pesada losa..






Crítica:
Fría, muy fría película de Neil Jordan. El director irlandés se muestra incapaz de hacer que los sentimientos traspasen la pantalla: ni la tortura que supone para la protagonista mantener durante años en secreto su condición, ni la lucha de esta y Claire por salir adelante entre continuos conflictos entre ellas o la relación que se establece entre la protagonista y el joven Frank consiguen que sintamos ningún tipo de emoción. La sensación de estar ante una oportunidad perdida se hace patente en cada escena, por momentos Jordan parece mas interesado en la forma que en el fondo de la historia. Es una lastima que la persona que estaba detrás de películas como "En compañía de lobos" o "Juego de lagrimas" dirija una película tan decepcionante como esta. Jordan se ha dejado llevar por el espíritu de la sueca "Déjame entrar", algo que queda patente especialmente al comienzo de la película, pero mientras en la película de Alfredson la aparente frialdad que envolvía la historia entre Eli y su vecino Oskar consieguia que tanto la relación  que se establecía entre ellos como sus problemas resultaran cercanos y creíbles en "Byzantium" el tratamiento que se hace de esa frialdad y de los sentimientos de la "joven" adolescente que quiere huir y encontrarse y que comienza una relación con un chico resulta del todo fallida y carente de alma. Y es que la comparación con "Déjame entrar" es una comparación perdida de antemano.


La interpretación de Saorise Ronan parece una extensión de la que ya hizo en "The host" ("La huesped", película para adolescentes que intenta actualizar el mito de los ladrones de cuerpos y que haria que Jack Finney sintiera vergüenza ajena) y lo mismo ocurre con su compañero de reparto Caleb Landry Jones con su interpretación en "Antiviral". Pero mientras Landry Jones aunque corre el riesgo de encasillarse en este tipo de papeles esta perfecto, Ronan resulta fría y lo que es peor su actitud y el uso en ciertos momentos de la voz en off acaba por cansarnos, haciendo que lo que siente su personaje no nos interese lo mas mínimo llegando por momentos a sentir cierta antipatía por ella. La interpretación de Ronan nos hace remitirnos a cierto cine adolescente donde se usa el tema fantástico como excusa para hablar de los sentimientos de cierta parte de la juventud y por desgracia esa es una losa muy pesada que lastra y mucho a la película. Las dos horas que dura "Byzantium" son usadas por Jordan para contarnos el pasado y el presente de las protagonistas. Pero ni una ni otra acaba por cuajar, ambas historias tienen tantos puntos a favor como en contra, haciendo que el resultado general quede demasiado deslavazado


El tema de los vampiros se ha desarrollado profundamente a lo largo de los años en el cine. Desde las grandes películas de Browning, de Murnau, de la Hammer con Christopher Lee, la personal visión de Herzog con su Nosferatu, pasando por los años ochenta con "Jóvenes ocultos" y "Noche de miedo" o ya en los noventa con la soberbia "Drácula" de Coppola o el propio Jordan adaptando a Anne Rice y mas recientemente con la ya mencionada "Déjame entrar". En todas estas películas y otras se han mostrado diversas variaciones del mito: desde vampiros que se reflejan en los espejos, a otros que simplemente pierden su fuerza a la luz del día, otros tienen que ser invitados a entrar en casa o no pueden cruzar concentraciones de agua por sus propios medios. Una y mil variaciones acerca de este tema que pueden gustar mas o menos a los seguidores del cine de vampiros. "Byzantium" intenta aportar un acercamiento diferente, aquí los vampiros se reflejan en los espejos pero tienen que ser invitados a entrar en las casa, no muerden el cuello si no que te desangran con su uña.. Pero donde "Byzantium" marca la diferencia es en como los protagonistas se transforman en vampiros, sin lugar a dudas lo mejor de película aunque ciertos apuntes alrededor de esta idea general resulten un tanto pesados.


"Byzantium" es una película excesivamente fría que intenta seguir la estela de "Déjame entrar" y se acerca mas al cine fantástico adolescente tan de moda últimamente. Se puede ver sin esperar gran cosa, dejándose llevar aunque para el espectador mínimamente exigente resultará decepcionante. Una lastima que con los actores con los que cuenta Jordan no haya podido o sabido sacar mas jugo a la historia, haciendo de "Byzantium" una película que si nos la vemos tampoco pasa nada. Prescindible.


Lo mejor: La transformación en vampiros de los protagonistas
Lo peor: El rollo torturado del personaje de Ronan acaba por saturar.

martes, 13 de agosto de 2013

Crítica: Bad Milo!


Título: Bad Milo!
Año: 2013
Genero: Comedia - Terror
Duración: 85 min
Director: Jacob Vaughan
Guión: Benjamin Hayes y Jacob Vaughan
Música: Ted Masur
Interpretes: Ken Marino, Gillian Jacobs, Peter Stormare, Mary Kate Place, Stephen Root,  Kumail Nanjiani
Nota: 4,5
Sinopsis: Ken sufre horribles problemas gastrointestinales, lo que no sabe es que estos problemas son debidos a un demonio que vive en sus intestinos







Crítica:
Gran decepción la de "Bad Milo!" película que tranquilamente podríamos encontrar en una caja olvidada en el trastero llena de cintas VHS o Beta guardada allí desde mediados de los ochenta. Si en "Vagina Dentata" la protagonista descubría que tenia dientes en la vagina, en "Bad Milo!", Ken que sufre horribles problemas gastrointestinales descubrirá que estos son debidos a un demonio que vive dentro de sus intestinos. Tan particular punto de partida propio de una serie B, o Z o sacado directamente de algún guión de la Troma, es usado por Vaughan para presentarnos una comedia de terror con toque familiares. Igual que en "Safety not guaranteed" (producida también por los hermanos Duplass) una historia de ciencia ficción era usada como excusa para hablar de las relaciones de pareja, en "Bad Milo!" la historia de un demonio que sale del culo del protagonista es usada como excusa para hablar de las relaciones personales, en especial de las relaciones padre e hijo. La ausencia de la figura paterna y la aceptación por parte de esta de su mala paternidad son el núcleo central de la película. Milo es usado por el director para mostrar la ansiedad y la ira qeu sufre el protagonista hacia los demás, en especial hacia su padre, claro ejemplo del intento de dotar a "Bad Milo!" de cierta profundidad, intentando ir mas allá de la típica película de monstruos con argumento curioso. Y es aquí donde la película falla estrepitosamente. Estamos ante una película desenfadada con un argumento muy original, con unos actores que entienden perfectamente la fiesta en la que se han metido (En esta ocasión un Stormare sobreactuado resulta perfecto) y gracias a esto podríamos estar hablando de una gran comedia de terror, pero el intento del director de dar una profundidad a la película yendo mas allá del puro divertimento hace que la película haga aguas. A todo esto hemos de sumar el irregular sentido del humor del conjunto pasando de grandes momentos (esa visita al medico) a otros bastante flojos (toda la subtrama del jefe). Tampoco debemos olvidar que a pesar de la breve duración de la película nos encontramos con una cinta con demasiados puntos muertos a lo largo de la misma, haciendo que por momentos tengamos la sensación de que la película avanza a trompicones.


Tema aparte merece el diseño de la criatura, Milo hará las delicias de todos aquellos que crecimos viendo películas en los ochenta. Esta especie de Gizmo bipolar que hace que películas como "Basket Case" nos vengan a la cabeza es el principal punto a favor de la cinta. Se nota demasiado cuando Milo esta en pantalla y cuando no. Pero a Vaughan se le va de la mano y acaba de cansar con el chiste del momento en el que Milo entra o sal del culo del protagonista. Un buen chiste por soez que sea, repetido varias veces acaba por perder la gracia. Y esto se puede generalizar a toda la película.


"Bad Milo!" es una muy irregular cinta que mezcla el terror con la comedia. Aunque por momentos es festiva, resulta excesivamente desigual haciendo que el espectador vea la película en algunos momentos sin demasiado interés,  dejándonos la sensación de la gran comedia de terror que pudo haber sido y no lo es. Decepcionará a todos aquellos que pensábamos estar ante un digno homenaje de las películas de terror de los ochenta y a todos aquellos que quieran ver un poco de gore. A pesar de algún pequeño apunte, la película flojea mucho en este punto... una lastima porque igual esa es la chispa que le falta a "Bad Milo!"



Lo mejor: Milo
Lo peor: El resultado es excesivamente desigual.

Crítica: Magic Magic


Título: Magic Magic
Año: 2013
Genero: Thriller
Duración: 97 min
Director: Sebastián Silva
Guión: Sebastián Silva
Música: Danny Bensi y Saunder Jurriaans
Interpretes: Juno Temple, Michael Cera, Agustín Silva, Catalina Sandino Moreno, Emily Browning
Nota: 4
Sinopsis: Un grupo de amigos  realizan un viaje al sur de Chile pero lo que empieza como una gran aventura acabará convirtiéndose en una pesadilla







Crítica:
Aburrida película que nos presenta Sebastián Silva incapaz de sacar provecho del talento del elenco principal de la película para conseguir transmitirnos la angustia de la protagonista, a pesar del titánico esfuerzo que realiza una voluntariosa Juno Temple para sacar a su personaje adelante. Un grupo de amigos deciden realizar un viaje al sur de Chile (después de "Aftershock" otra película de amigos que viajan por este país) pero lo que empieza como una gran aventura acabará convirtiéndose en una pesadilla. Así es como nos venden "Magic Magic" pero no nos queda claro si la pesadilla la acabará viviendo la protagonista o nosotros los espectadores.


No es solo que Sebastián Silva desaproveche a Catalina Sandino Moreno (Impresionante protagonista de "María llena eres de gracia"), Emily Browning (Sigo pensando que tiene una cara tan bonita como perturbadora y es una actriz cuyos mejores papeles están por venir) o un ambiguo Michael Cera cuya interpretación acabará cansando, el problema también es que el director nos cuenta una historia que a pesar de poseer elementos de interés esta rodada de manera aburrida, carente de fuerza, haciendo que nosotros los espectadores veamos "Magic Magic" con mas desidia que otra cosa. La exploración de los sentimientos de la protagonista y sus posibles paranoias no acaba por funcionar en ningún momento. Da la sensación de que Silva ha querido jugar demasiado con la ambigüedad dejándonos en algunos momentos excesivamente libres a la hora de pensar y reflexionar sobre lo que esta pasando. Pero para crear dudas en nosotros, para plantearnos un juego acerca de lo que esta pasando hay que saber hacerlo y parece que Silva no ha sabido encontrar el punto justo. Esta indefinición a la hora de plantear la trama y la intriga de la película hace que los personajes tampoco evolucionen de una manera coherente dentro de la historia. En ningún momento nos creemos ni la falta de sueño de la protagonista  ni el posible sadismo de alguno de los amigos. No hay un buen trabajo a la hora de crear los personajes y eso en una película donde en la mayor parte del metraje hay cuatro personajes es un error muy grande.



En definitiva "Magic Magic" es una película del todo fallida, carente de interés y bastante aburrida por momentos. Sin unos personajes con los que empaticemos es difícil acercase a una película con cuatro actores en un espacio casi único. Una lastima que un gran reparto como este se haya desperdiciado de esta manera. Silva no consigue hipnotizarnos ni con su historia, ni con sus personajes, ni con sus imágenes.. habrá que esperar para ver propuestas mas estimulantes que esta..



Lo mejor: El trailer. Eso si que es saber vender una película
Lo peor: La película resulta excesivamente aburrida.

miércoles, 7 de agosto de 2013

Crítica: Brothers of the head


Título: Brothers of the head
Año: 2005
Genero: Mockumentary - Musical
Duración: 93 min
Director: Keith Fulton y Louise Pepe
Guión: Tony Grisoni según la novela de Brian Aldiss
Música: Clive Langer
Interpretes: Luke Treadaway, Harry Treadaway, Sean Harris, Edward Hogg, Bryan Dick, Jane Horrocks, Anne Lambton, Ken Russell, Tanya Emery
Nota: 6
Sinopsis: Un promotor musical se hará cargo de dos hermanos siameses unidos por el pecho. Su intención es convertirlos en un grupo musical de éxito explotando su deformidad.






Crítica:
Sorprendente mockumentary de los directores de "Lost in la Mancha" acerca de dos hermanos siameses que se convierten en estrellas del punk gracias a los pocos escrúpulos de un productor musical más interesado en hacer negocio explotando la deformidad de los hermanos que en su bienestar. La original idea del escritor Brian Aldiss es llevada a la gran pantalla por Fulton y Pepe de manera un tanto irregular. Tras un mas que prometedor arranque los directores encierran a los hermanos Howe en un espacio casi único (una gran mansión) donde se nos mostrará su adoctrinamiento musical sin conseguir mantener la expectación que habían creado en nosotros tras la presentación de los personajes principales. Esta es la parte mas floja del mockumentary y la falta de interés en esta parte se hace tan patente que por momentos nos planteamos seguir viendo la cinta. Pero a toda película, por mucho que pueda flojear en algún momento, hay que darle una oportunidad y esta es una de esas cintas en las que tras superar el bache gana enteros haciendo que estemos ante una muy singular forma de ver el nacimiento del punk en Inglaterra pasado por el filtro de "Inseparables" de Cronenberg con aroma de "La parada de los monstruos" de Browning que de un típico documental sobre un grupo musical.


Igual que los hermanos Mantle en la película de Cronenberg, los hermanos que Fulton y Pepe nos presentan tienen dos personalidades bastante diferentes donde una parece estar por encima de la otra y al igual que ocurría con los Mantle, la separación de los dos hermanos es representada por la figura de una mujer, amenaza y tentación para ellos. Una mujer será culpable o más bien culpada del intento de separación tanto física como emocional de los hermanos Howe. La amenaza externa representada por esta mujer y no por el promotor musical sin escrúpulos o por el colaborador de este que maltrata a los hermanos parece ser la única forma de separar aquello que esta unido de manera tan especial. Inevitable pensar en todos los puntos en común entre "Inseparables" y "Brothers of the head", aquí cambiamos la clínica privada de los Mantle por la isla donde crecieron los hermanos Howe usando este lugar como catarsis para los protagonistas. No estamos ante la profundidad psicológica que le dio Cronenberg a su película, pero estamos ante una película que podríamos definir como la hermana pequeña de la del director Canadiense. Sin ningún tipo de duda "Inseparables" es la película de referencia para "Brothers of the head". También "La mitad oscura" nos viene a la cabeza a la hora de ver "Brothers of the head", estamos mas cerca del espíritu Cronenberg que de el de Stephen King pero en cierto momento parece que nos aproximamos peligrosamente a la novela de King. Y digo peligrosamente no porque la novela no me parezca una gran novela, que lo es, si no porque estaríamos pasando del análisis de una relación enfermiza entre dos hermanos a algo que podría derivar en un falso documental excesivamente fantástico. Este apunte dejado como tal resulta perfecto en su contexto, su peligrosidad que hubiera sido un desarrollo mas en profundidad del mismo habría resultado un grave error.


Luke y Harry Treadaway están perfectos dando vida a los hermanos Howe, resultando creíbles mostrando los conflictos entre ellos o con la gente que les rodea y a los que vemos recrear perfectamente lo que podría ser un concierto punk a mediados de los 70 en Inglaterra. Cierta artificialidad en varias entrevistas resta credibilidad al conjunto de la película. Y aunque pueda resultar extraño ciertas posiciones de los hermanos nos hacen dudar de si realmente están unidos por el pecho y si realmente son inseparables porque comparten el hígado, pero esto no es un fallo en la interpretación de los Treadaway sino de los directores. "Brothers of the head" es un muy irregular mockumentary pero bastante interesante sobre todo para aquellos amantes de rarezas y de la música. El resto mejor abstenerse.



Lo mejor: El tono oscuro que envuelve a la parte final de la historia
Lo peor: Es incapaz de mantener el nivel tras un potente arranque

domingo, 4 de agosto de 2013

Crítica: Odd Thomas


Título: Odd Thomas
Año: 2013
Genero: Thriller Fantástico
Duración: 100 min
Director: Stephen Sommers
Guión: Stephen Sommers según la novela de Dean R. Koontz
Música: John Swihart
Interpretes: Anton Yelchin, Addison Timlin, Nico Tortorella, Willem Dafoe, Kyle McKeever, Gugu Mbatha-Raw, Ashley Sommers
Nota: 6
Sinopsis: Odd Thomas siempre ha sido considerado raro porque puede ver a los muertos. Pero cuando una amenaza se cierna sobre su pueblo su poder le servirá para intentar detenerla.






Crítica:
Simpática película con toques sobrenaturales que sigue la estela de series como "Medium" y "Entre Fantasmas" y dirigida sobre todo a un público adolescente, público al que le será bastante fácil disfrutar de una cinta como esta. Sommers tras su muy decepcionante "G.I. Joe" se embarca en una película que aunque tiene bastantes efectos digitales es más humilde que su anterior película tanto en sus pretensiones como en su desarrollo, haciendo que "Odd Thomas" resulte una película a la que, a pesar de sus fallos, es muy fácil cogerle cariño.


Un joven cocinero interpretado por Anton Yelchin posee la capacidad de ver a los muertos, pero lejos de asustarse o evitarlos decide ayudarlos. Pero todo se complicará cuando unas extrañas criaturas a las que el llama Bodach y que se alimentan de la sangre derramada en las muertes violentas aparezcan de forma masiva en su pueblo, haciendo que una terrible amenaza se cierna sobre el. Yelchin tras su paso por la desastrosa "Terminator Salvation" interpretando a Kyle Reese ha dado vida de forma discreta a Chekov en las entregas de Star Trek dirigidas por J.J.Abrams (y digo discreta no por su interpretación en si, si no por lo limitado y encasillado de su papel) pero es mas conocido por haber interpretado al protagonista del remake de "Noche de miedo" enfrentándose al vampiro interpretado por Colin Farrell (A pesar de ser un fiel seguidor de la película original tengo que reconocer mi simpatía por el remake de Gillespie y eso que considero imperdonable lo que hicieron con el personaje de Peter Vincent sustituyendo a Roddy McDowall por David Tennant) interpreta de manera mas que solvente al joven Odd Thomas, resultando increíblemente sencillo creérnoslo como ese joven que ve fantasmas. Es de agradecer el buen tino que han tenido a la hora de escoger a su compañera de reparto ya que la química entre ambos es mas que palpable aportando una mayor simpatía hacia los personajes principales.


"Odd Thomas" posee por lo general un gran ritmo, apoyado en ciertos momentos por un gran uso del flashback (que sirve tanto para dar un mejor contexto a la historia presentándonos a Odd y lo que significa ver fantasmas como para entender la resolución de la trama, aunque esto último se agradece tampoco resultaba necesario), Sommers consigue engancharnos y que entremos en su película con interés. Pero como suele ser habitual conseguir que este interés se mantenga intacto durante casi hora y media resulta extremadamente difícil y "Odd Thomas" no iba a ser la excepción a la regla: la sensación de estar en una montaña rusa se hace por momentos demasiado patente y junto a momentos de gran interés nos encontramos con otros donde la película parece atascarse, no evolucionar de una manera tan fresca como en su arranque.


Tampoco ayuda al resultado final la simplicidad de la historia que Sommers nos esta contando, estamos ante una historia simple, muy simple que bien podía pasar por un episodio alargado de cualquiera de las series antes mencionadas (Y en defensa sobre todo de "Medium" he de decir que he visto episodios con una trama mucho mas elaborada que la de esta película). Cierta sensiblería por parte de Sommers que aunque bordea la cursileria no llega a caer en ella dota a la película de cierta entidad dejándonos una preciosa escena y haciendo que "Odd Thomas" no sea solo un producto para el disfrute en una sala de cine y que se olvide rápidamente.


"Odd Thomas" es una película fácilmente disfrutable, sobre todo si se tienen entre 14 y 18 años, con situaciones desiguales y una trama excesivamente sencilla y no del todo aprovechada (una lastima esas apariciones de los fantasmas sin rostro) quedando la sensación de que el material original no era lo suficientemente potente (lo siento Dean R. Koontz no es santo de mi devoción  o bien porque Sommers no ha sabido sacarle todo el jugo posible al traspasar la historia del libro a la pantalla. Con todo agradecemos que Sommers se aleje de cosas como "G.I. Joe" y dirija productos tan agradables como este.


Lo mejor: Lo simpático que resulta el conjunto de la película
Lo peor: La escena de la iglesia.. bajón de ritmo e interés..